martes, 15 de mayo de 2018

Volver al Gloss en 2018. Low Cost, Holográfico, y Con Glitter.

¡Hola, potingueras!

Recuerdo que hará como 10 años cuando no terminaba de maquillarme los labios sin un toquecito del gloss. También los perfilaba, los rellenaba con una barra de labios, y luego le daba ese punto de brillo extra. Poco a poco, fui perdiendo la costumbre y entrando en otras nuevas, pero seguí jugando con el lip gloss durante un tiempo, aunque algo que me molestaba era lo pegajoso que se me hacía y que se me reuniera en el centro de la boca, dejando un aspecto feo al cabo de las horas, y una sensación muy incómoda.

Los he seguido usando alguna que otra vez, y hay marcas que los hacen mejor que otras, en mi opinión, pero desde que llegó la hegemonía de los labiales mate, la verdad es que cada vez los usaba menos.

Izquierda, Essence o3 y o5, Catrice 030 y 050.
Ahora parece que la moda nos los trae de nuevo, y el cuerpo y la temperatura van pidiendo algo más ligero y más divertido en los labos, más fresco y más vital, y nada te da eso como un brillo de agua, de espejo, de cristal, de purpurina, o todo junto. Llega la nueva era del gloss, y llega remozada.

Como potinguera de pro, me gusta experimentar y variar, no me cierro a tendencias antes de probarlas, te puedes llevar sorpresas y, si bien he dicho en más de una ocasión que los glosses no son santo de mi devoción (mi textura favorita es la barra de labios), cuando vi que Essence y Catrice se lanzaban con sendas colecciones en su lineal fijo de lip gloss holográficos y de colores bastante originales algunos de ellos, quise probarlos.


Essence ha sacado cinco Holo Wow! Dewy Lip Shine (2,3 ml/ 3,59€), y los define como un gloss con un brillo ligero y reflectante, holográfico, que proporciona fantásticos efectos multicolor sobre los labios. Se puede utilizar solo o como topper sobre otro labial para modificar su acabado y crear un efecto diferente.

Estos glosses fueron los primeros que descubrí una tarde de paseo, y me llamó la atención ese efecto brillante que le proporcionan las micropartículas de glitter que contiene, y su olor a piña. Lo que me echaba para atrás es que era un gloss, precisamente, pero había que probarlo.

Os  puedo decir que son glosses bastante ligeros en cuanto a sensación sobre el labio, y muy cómodos. Parece más que lleves un bálsamo de labios que un gloss...hasta que viene un golpe de viento y se te pega el pelo a la boca. Eso es marca de lipgloss, amigas, y no hay quien lo solucione; pero si estás dispuesta a vivir con ello, merece la pena darles una oportunidad.

Tienen un color base bastante transparente, obviamente, y la carga de purpurina es bastante alta, más concentrada cuanto más producto apliques. Yo prefiero no aplicar tanto y llevarlo más cómodo.

Me decidí por el 03 Scarab Wings, que os mostré en Instagram hace nada, y que tiene una base violeta-malva, y unos brillos turquesa, verde, y dorados. Me encanta para llevarlo solo, o para aplicarlo sobre otro labial en tonos rosados o violetas y potenciar el tono base.

 





Tampoco podía dejar en la tienda el 05 Fairy Dust, que llama la atención por su color verde hierba de base y sus reflejos azules, lilas, y rosas. Sobre labio, queda bastante mortecino, pero yo lo quiero para modificar el tono del labial que aplique debajo. Ya tuve un gloss verde hace tiempo y me parecía bastante curioso. Si te gusta experimentar, puede ser una de las grandes opciones.

 


Seguramente, me acabaré haciendo con el azul de la colección precisamente por su rareza, ya que yo lo que buscaba con estos glosses era algo que no sea lo habitual.

Lo curioso es que no me hice con el naranjita, que es precisamente uno de los más llevaderos y bonitos, porque vi que Catrice también había sacado su versión de glosses holográficos, y se me parecía bastante uno de ellos a éste, así que me compré ese, y otro compañero para que no viajara solo.


Catrice ha lanzado ocho tonos de sus Prisma Lip Glaze (2,8 ml/ 4,59€), y los define como brillos de labios de cobertura media y acabado holográfico, que se pueden aplicar solos sobre labio, o como topper, y cuya fórmula es vegana.

El olor de estos labiales es avainillado, dulce, y su aspecto es más compacto y metálico en el envase y sobre el labio. Tienen una pigmentación y un contenido en brillos más concentrados que los de Essence

Sobre tema de cobertura, son más densos que los otros. A mí no me gusta llevar demasiado producto en el labio porque si no se me hacen incómodos (todos, de la marca que sean), y los estiro bastante, pero hay que reconocer que cubren más.

La sensación es buena, parecida a los anteriores, más cremosa que gelatinosa, y muy llevadera. No son pegajosos ni pastosos, pero sí se notan más sobre el labio.

El 030 Dazzling Starboy es el que sustituyó al naranja de Essence que os comentaba antes. No es exactamente igual, pero sí muy parecido. Tiene una base cobriza, y un reflejo casi metálico en ese mismo tono, mezclado con partículas rosas y doradas. Es vibrante y bonito, me parece espectacular.

 


El 050 Holy Moly! me ganó por su dulzura y su punto de extrañeza, ya que tiene una base rosa palo con un punto tostado, que podría darse por natural, y un reflejo con brillitos en rosa, lila, y azul, que no pasa desapercibido, y que me encanta.

 


Puede que más adelante me haga con alguno más, pero no nos engañemos, no creo que ahora me vaya a hacer fan de los glosses, por mucho que me gusten estos.

Yo quería un punto de brillo, pero con un toque diferente, con colores que no se suelen ver, y estos labiales me han venido como anillo al dedo, pero siguen siendo glosses, que por cómodos que sean siguen teniendo ese puntito pelo-boca-pasta que no me va nada, que uso en momentos puntuales y de los que me me acabo cansando pronto

Además, hay que tener en cuenta que un gloss se suele estropear antes que una barra de labios, así que tampoco quiero acumlular muchos para acabar tirándolos a la basura en poco tiempo.

Como capricho y experimento, me encantan.  Son cómodos, originales, y para crear efectos, para darle volumen y dimensión al labio son estupendos. Ya veremos si dentro de un tiempo no me tengo que retractar y decir que me he pasado al gloss -lo dudo mucho, pero mucho, mucho, mucho-, quién sabe. A día de hoy, y con la experiencia anterior a mis espaldas, es lo que os puedo decir.

Los de Essence es fácil encontrarlos en tienda física, pero los de Catrice, al menos donde yo vivo, salvo el más sosete de todos, no tienen ninguno más. Afortunadamente, todos, toditos, todos, los podéis encontrar en Primor.

Llevo poquito con estos labiales, pero os quería hablar de ellos ya porque me han parecido algo diferente, y apetece algo más fresco ya con los días de sol.

Todos los swatches los he realizado borrando un poco el tono de mi labio para que se vea mejor el tono propio del labial; ya que, al ser tan transparentes, si no no se apreciaba más que un efecto agua sin matices.

¿Qué os parece esta nueva generación de lip gloss?¿Os gusta el efecto holografíco y brillante en los labios?¿Habéis probado estos labiales?¿Cuál os llama más la atención, potingueras?

26 comentarios:

Asuncion Artal dijo...

Los gloss no me gustan, no puedo con la textura aunque reconozco que el color de estos es muy bonito, pero no soy capaz de aguantarlos. Un beso

Noelia Cano dijo...

El Scarab Wings es precioso. A mi también me gustan: yo de entrada no me niego a ninguna textura ni acabado en el mundo del maquillaje, pienso que es todo cuestión de la ocasión y el cómo se combine. Pero me temo que tienen que luchar contra el mito de que son pegajosos y molestos, cosa que ya han superado muchas marcas, pero la gente sigue teniendo la imagen noventera de melena+viento+gloss= pelitos en la boca (jajaja).
Besitos.

Nuria M dijo...

No los probe pero me llama la atencion
Besos

Reme Ballesteros Bolinches dijo...

Los colores son bonitos, pero no es algo que me guste llevar. La textura se me hace incómoda


Besos

Julia R. dijo...

No me suele gustar la textura de los gloss, de hecho dejé de usarlos porque con el pelo largo y rizado era una guarrada cada vez que movía la cabeza y me rozaba con el pelo. Ahora que lo tengo corto los vuelvo a usar a veces, pero sólo en tonos naturales.

sonia b. dijo...

esto del gloss fijo que me lo salto, no me gustan nada nada nada

Darknesstar dijo...

Siempre ha sido un rollo el tema melena+gloss jaja pero algunos son tan bonitos que para llevarlos de vez en cuando merece la pena.
Yo tengo dos de Nyx de este tipo como holográfico y me gusta mucho cómo quedan :)
Muakss

Joanna de Cosmética en Acción dijo...

Pues los tonos me parecen muy originales y la verdad es que me gustan.

Besos

Hari Rari dijo...

Son todos preciosos, me gusta este acabado. Yo tengo un gloss de una marca coreana (Tony Moly creo) y me encanta como queda ^^
Un beso!

Marta Chicle&Nueces dijo...

No soy muy de gloss aunque sí de labiales con acabados diferentes al mate. La verdad es que los tonos de estos son preciosos y te quedan estupendamente! Un besazo.

Heaven* dijo...

Pues a mi me ha pasado igual: antes no podía salir sin el toquecito de gloss pero ahora nunca uso, por eso de que son pegajosos y se pega el pelo a ellos a la mínima de viento. Estos que nos enseñas son muy monos por eso! Besos!

Ali Momentos de Evasion dijo...

Nunca he sido muy de gloss (tampoco de mates) pero esos holograficos me tientan mucho, tienen un toque diferente que si que me llama la atencion!
Besos!

ailec877 dijo...

Yo también los usaba mucho hace años y luego los deje apartados por completo...El tono scarab me encanta aunque los otros también me gustan. Podría animarme con alguno a ver si retomo los glosses,jeje.bsts

tita hellen dijo...

Pueden ser muy interesantes para dar un toque a esos labiales tan mates, cuando pasen de moda. Porque transparentes no sé si son tan llamativos, pero encima de colores me parecen muy interesantes.

Besotes

El Mundo del Nail Art dijo...

Tengo esmaltes holograficos pero no sabia que existieran gloss!! Menudo descubrimiento!! Me veo ya en primor comprandolos!! jaajjaa
bsss

blankita747 dijo...

Hace siglos que no uso glosses la verdad, siempre acabo tirando de labiales. Creo que la última vez que usé gloss fue en una boda que fui hace años y me marqué mucho los ojos con un ahumado negro y en los labios quería algo discreto. Por eso ni me planteo hacerme con glosses nuevos, porque los que tengo por casa al final acabarán en la basura...
Besos

Beatriz MissPotingues dijo...

ASUNCIÓN ARATAL: Si te pones un pegote, sí son pegajosos, pero si te aplicas lo justo, no notas nada más allá de lo que sentirías con un bálsamo labial.

NOELIA CANO: Melena+viento+gloss= desastre, seguirá sucediendo por poco pegajoso que sea proque es una textura cremosa, igual que ocurre con bálsamo+melena+viento, o labial cremoso+melena+viento.

NURIA M: No tiene por qué gustarnos todo.

REME BALLESTEROS: Estos son muy cómodos.

JULIA R: Lo de que se pegue el pelo es inevitable cuando llevas alguna textura cremosa en los labios, igual que ocurre con bálsamo+melena+viento, o labial cremoso+melena+viento.

SONIA B: No tiene por qué gustarnos todo.

DARKNESSTAR: Todo es darles su mometo y, oye, que recogerse el pelo de vez en cuando también es una opción.

JOANNA: Son muy chulos.

HARI RARI: Le dan un toque especial al labio, y volumen.

MARTA CHICLE%NUECES: Yo tampoco soy muy fan del gloss, pero creo que no hay que cerrarse a nad.

HEAVEN: Yo los uso cuando llevo el pelo recogido y tan pichi.

ALI MOMENTOS: Por eso me decidí yo a probarlos. Si fueran normlitos, no creo que hubiera picado con ellos.

AILEC877: El Scarab es el más fácil de llevar, y queda precioso. Cada vez que lo uso me preguntan por él.

TITA HELLEN: Yo los muestro tal cual para que os hagáis una idea, pero como realmente lucen es sobre una base de color.

EL MUNDO DEL NAIL ART: Ahora ya todo es holográfico.

BLANKITA747: Yo tiré todos los que tenía en casa hace ya tiempo, proque se habían estropeado de no usarlos. Por eso ahora noquiero acumulrlos. Estos son diferentes y me apetece jugar con ellos, pero no es una textura a la que recurra habitualmente.

Gracias a todas por pasar y comentar. Un abrazo, potingueras!

Silvia dijo...

Hola guapa no soy mucho de gloss pero son preciosos. Besos bonita

Eneri dijo...

no suelo usar gloss, pero me ha gustado ese efecto holográfico!

Aniña (@vampyevil) dijo...

me gustan los tonos! besitos!!!
^^

esther makeup dijo...

No se yo si me reconciliaré con los glosses este año o alguno próximo...
Un besote

Diana entrebrochasypaletas dijo...

A mi no me llama, de por si utilizo muy pocas veces el formato gloss : )

Adaldrida dijo...

Me encanta el Scarab wings, yo lo tengo. Qué bonito el Holy Moly...

Lucía_lamiradadeluci dijo...

Mira que yo no soy muy fan del gloss, pero reconozco que los que has elegido son preciosos y no me importaría picar con alguno. Un besote

Istarh Istarh dijo...

Me llaman la atención especialmente los de Essence, me parecen muy chulos ;) Yo nunca he desechado los glosses del todo, tengo uno prácticamente transparente con un poquito de purpurina de Kiko (y que ya se me está acabando) que suelo utilizar para el trabajo, así que tendré que buscar estos para sustituir al de Kiko ;D

¡Besos!

The Magic's World dijo...

Me encanta este tipo de acabados! Y más después de tanto labial mate :)
Miauuuuuuubesitos guapa!!!

Click si te ha gustado

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Anuncios