sábado, 25 de febrero de 2017

Ganadoras Sorteo Fit Me Maybeline

¡Hola, potingueras!

Ayer se cerró el Sorteo Fit Me Miss Potingues, y hoy vamos a conocer a las 4 ganadoras del mismo.
Cada una de ellas se llevará el tono de base elegida por ella en sus comentarios y espero que os guste y que nos comentéis qué resultados os da en vuestras redes sociales, o en vuestros blogs (las que los tengáis)

Por supuesto, no es obligatorio, pero sí sería interesante conocer vuestra experiencia.

Una vez más, quiero agradeceros a todas la participación en el sorteo, y, por otro lado, recordar a algunas de vosotras que hay que cumplir con lo que se pide. Hay quien no ha salido ganadora por no decir qué base quiere, o no dejar el comentario, directamente. Es una pena, pero tampoco es tanto lo que hay que hacer, realmente.

Las ganadoras de las Bases Fit Me Matt&Poreless Maybelline son:


Base 120, Eneri

Base 130, Lucía Lamiradadeluci

Base 220, Falbala

Base 250 Patricia Demedice


¡Enhorabuena, chicas!
Por favor, enviadme vuestros datos postales a mi dirección de correo electrónico antes del 2 de marzo. En caso contrario, quedaríes descalificadas y otra persona optará a ese premio huérfano.

¡Gracias a todas por participar, y feliz fin de semana, potingueras!

viernes, 24 de febrero de 2017

Moroccan Dream, Los Labiales Líquidos Mate de Bell

¡Hola, potingueras!

Pese a que hay voces que dicen que la era del labial mate se ha terminado, muchas marcas siguen lanzando este producto al mercado, unas, como novedad, como en este caso Bell; y otras, continuando con la ampliación de su gama de color en la línea que ya tienen de este tipo de labial.

Bell se ha unido a esta oleada, que dudo que desaparezca, y ha sacado al mercado una pequeña colección de labiales de este tipo compuesta por 6 tonos de tendencia, poco arriesgados, pero favorecedores. La cosmética de Bell es una cosmética "de batalla", apta para todos los públicos y bolsillos. Al menos, de momento.

Los labiales líquidos de acabado mate de Bell a los que me refiero son los Moroccan Dream Liquid Matte Lips (Moroccan Dreams para los amigos)

Prometen una larga duración, y un acabado mate, dejando unos labios confortables, sin resecarlos.


Lo de larga duración, es relativo. Son labiales que aguantarán unas 4-5 horas, depende de lo que hables y lo que hagas, pero cómodos sí que son.

Una vez secos sobre el labio, no transfieren y no se mueven, no resultan pegajosos, y no suelen agrietarse sobre la piel. El color se va degradando, y se van al comer. Algunos, incluso hacen bolitas en la zona interna de la mucosa si hablas mucho rato seguido (cuando doy 2 clases seguidas, depende del que lleve, me encuentro con ese problema)

Algunos necesitan 2 capas, y otros con 1 cubren bien. Tardan un poquito en secar, pero dejan una sensación tipo mousse en el labio que hace que se les perdone. Son muy cómodos de llevar.

Se presentan en formato de tubito con aplicador de esponjilla de brillo de labios de toda la vida. Es finito y biselado, y hace la tarea de maquillar el labio muy sencilla.
El tapón tiene una bonita decoración arabesca en dorado, pero afea el resutado que la pegatina que trae con el nombre del producto, y que sirve de precinto de seguridad, en cierto modo, no se despegue bien, y deje la zona pegajosa. Eso hay que mejorarlo.

La textura es líquida, pero no acuosa, fácil de manejar. Tienen un olor afrutado agradable.

Vamos a conocerlos uno a uno, y os comento peculiaridades.
No tienen nombre, así que tendremos que referirnos a ellos por el número.

No son labiales especialmente opacos, así que el tono de tu labio puede modificar el tono final, tenedlo en cuenta. 

Moroccan Dream 01: Marroncito anaranjado, peachy. Cubre con 1 capa
Es muy llevadero, no hace la tez apagada. Se ablanda un poco en la mucosa si hablas durante largos ratos.

 

Moroccan Dream 02: Rosa chicle, muy juvenil. Pudísteis verlo en este look hace unos días.
Necesita 1 capa algo más gruesa que el anterior para que no claree el labio por debajo. Este me hacía algo de bolita cuando hablaba mucho y muy seguido (me refiero a 2 horas o más sin parar)


 

Moroccan Dream 03: Rosa medio, quemado. Muy favorecedor y fácil de llevar.
Tiene buena cobertura con 1 capa y queda mejor distribuido que el anterior. Es un must.


 

Moroccan Dream 04: Rosa Rojizo, Rojo rosado, rojo sandía, llámalo X. Tiene cierto punto neón.
Necesitamos trabajarlo un poco para que quede uniforme, y requiere 2 capas para lograr una buena cobertura. Es muy bonito, y no agrieta.


 

Moroccan Dream 05: Rosa fresa subido. Es cálido y favorecedor.
Cubre bien con 1 capa, aunque mejora si lo trabajas un poquito y añades una 2ª capa muy fina. Tiene cierto matiz neón sin caer en lo estridente.

 

Moroccan Dream 06: Rosa Coral Neón. Muy veraniego.
Cuesta que quede uniforme, necesita 2 capas, y si se las das, la textura se hace gruesa y no termina de quedar tan bonito como los otros. Tiende a acumularse en la mucosa y a hacer bolitas.
Es el que peor me ha salido de todos, pero he visto reseñas de otras compañeras y parece que no tienen problemas con este tono, así que lo mismo el mío estaba raruno. Aún así, seguiré probando con él, a ver si es él, soy yo, o qué es.


En general, los Moroccan Dream Liquid Matte Lips de Bell me parecen unos labiales bastante básicos dentro de su estilo, pero de los más confortables que he probado. No son los más duraderos, pero, si quieres estrenarte con este tipo de labial, o prefieres comodidad a duración, puede que te interesen.

Puedes encontrarlos en todos los puntos de venta Bell a 3,49€.
Os recomiendo, como siempre, Onlinecosmeticos.es. El servicio es excelente, el pedido llega en 48 horas o menos, no hay gastos de envío a partir de 20€ de compra, te llenan de muestras, y te atienden fenomenal.

¿Habéis probado los Moroccan Dream Liquid Matte Lips de Bell?¿Qué tonos os gustan más?¿Soléis utilizar maquillaje Bell, potingueras?

jueves, 23 de febrero de 2017

Pure Caléndula de Yves Rocher: La crema que me salvó del frío.

¡Hola, potingueras!

Pese a que ya queda cada vez menos para que llegue la primavera y el calor, quiero hablaros de un producto que este invierno ha sido fundamental para mí; ya que la ola de frío, y una serie de circunstacias personales, hicieron que mi piel estuviera más deshidratada y ajada, más sensible e insoportable, de lo que recuerdo en varios años.

La Crema Facial Pure Caléndula de Yves Rocher ha resultado ser un descubrimiento casual muy acertado, ya que la conseguí aprovechando una oferta. Ahora, conociéndola, ya os digo que la volvería a comprar y que no me parece cara en absoluto; ya que, sin descuento, cuesta 12€ los 50 ml, y con el descuento del 50% que ya tienes en tienda por el mero hecho de ser socia, se queda en la mitad.
Antes costaba 14€, así que está más baratita en este momento.


Es una crema muy densa que sólo recomendaría a pieles secas, muy secas, y/o sensibles, que necesiten hidratación, pero, sobre todo, reparación y confort, que es su punto fuerte. Dice ser para todo tipo de piel, pero yo no veo a una persona de piel grasa aplicándose esta crema sin maldecir en arameo.

Pese a que la marca nos comenta que puede ser una crema para día y noche, yo la encuentro más apropiada para la noche, ya que tarda un rato largo en asentarse del todo debido a su textura.

A mí, ese detalle, cuando ya no voy a salir a la calle, y hace frío, no me molesta en absoluto, porque lo que me proporciona es un alivio intenso a la incomodidad que se sufre con el clima frío, el viento, y una piel sensible que se deshidrata en cuanto te despistas.


Tiene un olor muy particular, herbal floral, que quiere ser dulce, pero un matiz verde no le deja llegar del todo. A mí me fascina y me relaja esa fragancia a partes iguales, pero, si crees que no es para tí, lo ideal es que pidas una muestra en una tienda, que con un poco de suerte, te la dan (si no la tienen en tienda, no te la pueden dar, claro está)

El envase es sencillo, de plástico duro y opaco, con forma de gota visto desde arriba. No tiene dispensador, todo queda expuesto, así que os recomiendo haceros con una pequeña espátula para la obtención de la crema.
En la parte inferior del envase, tenéis la fecha de caducidad impresa. Este detalle es algo que deberían incluir todos los cosméticos para hacernos la vida más fácil.


La fórmula no es totalmente natural, pero contiene ingredientes tan interesantes como el aceite de sésamo procedente de cultivo biológico, aceite de girasol, de colza, de uva, de coco, y de soja, extracto de caléndula y de afiola, y agua de hamamelis. No contiene componentes de origen animal

El extracto de caléndula es un potente antioxidante con efecto antiedad, y consigue que, día a día, la piel se vea, se sienta, y se perciba más joven, con menos líneas de expresión, con mejor tono, con un aspecto más firme, y sin tiranteces o zonas de sequedad. Realmente, sí regenera la piel, y en un par de semanas empiezas a notar el cambio, aunque el confort te lo da desde el primer momento.
Esta caléndula ha sido cultivada y recolectada en La Gacilly (Francia)

Es una crema fundente, pese a todo, que se distribuye sin el menor problema, y que, debido a que se necesita muy poca cantidad para cubrir las necesiddes de rostro y cuello, puede cundir muchísimo.

Yo no creo que la use en verano, porque sé que se me hará pesada con el calor, pero, para mis inviernos, fichada queda.

¿Habéis probado la  Crema Facial Pure Caléndula de Yves Rocher?¿Soléis incluir productos de esta marca en vuestros tratamientos?¿Se os ha hecho duro este invierno, potingueras?

miércoles, 22 de febrero de 2017

Skin Frost Jeffrey Star de Aliexpress: Unos mejor que otros.

¡Hola, potingueras!

Más de una vez os he comentado que me gustan los iluminadores, mucho, y si tienen colores diferentes a lo habitual, más; por eso, cuando comencé a ver por redes los que lanzaba Jeffrey Star, me hacían los ojos chiribitas, pero un iluminador de 28 gramazos por 28$ más envío, que no sabía si me gustarían o no, aparte de que no acabaría uno en la vida, me parecieron algo exagerado.

Trasteando por Aliexpress, encontré imitaciones de casi todos, a un precio mucho más asequible, alrededor de los 3€, 15 gramos. No dejo vendedores porque los enlaces ya no existen, y la búsqueda tampoco es cosa fácil. Tan pronto hay 20 opciones, como 3. Aliexpress es así.


Obviamente, la calidad no es la misma, y hasta los colores pueden no ser idénticos a los originales, pero, cuando tienes claro que estás comprando una "inspiración", o una imitación, directamente, y no algo original, no hay problema.

Los Skin Frost Fake de Aliexpress se presentan en una cajita rosa fucsia con una pegatina dorada que anuncia el nombre del iluminador que contiene. En su interior, encontramos una polvera del mismo color que, aunque vino protegida con un plástico, en algún caso traía el logotipo bastante perjudicado.


Dicho logotipo es de color rosa metalizado en 3 de los 4 iluminadores que tengo, y dorado en uno.

Todas las polveritas se abren casi del todo, unas tienen más fuerza que otras, y se cierran por presión, dejando escuchar un click de seguridad.

La tapa contiene un espejo bastante apañado, y traen un plástico protector que evita que se ensucie con el polvillo del iluminador.


Vamos a analizarlos uno por uno.

Ice Cold fue el primero en llegar, y me dejó un poco fría, porque esperaba un iluminador bastante blanco y metalizado, y me encontré con una sombra con un matiz grisáceo casi verdosa, satinada, y bastante más discreta de lo que esperaba.

La pigmentación es muy buena, y puede ser cubriente, así que hay que difuminarlo muy bien. Sin embargo, sobre la piel el brillo es más intenso y evidente que en la mano, gana al extenderse, y queda muy bonito, aunque su tono frío y sus matices casi plateados no permiten que diga que queda natural, porque mentiría.

 


En este caso, la cajita cierra bastante bien, aunque no es la más soólida de las 4.


Peach Goddess fue el último en llegar. Sí, paso del primero al último de un salto.¿Por qué? Porque me apetece. Éste puede que sea uno de los que más os guste.

Pigmenta muchísimo y tiene un tacto super cremoso. Cuando vi el color tan potente en el envase, me asusté, pero estos iluminadores tienen la propiedad de que, al aplicarlos con la brocha y extenderlos, no quedan como un parche, salvo que lo trabajes tú a propósito para dejarlo así.

Tiene un color melocotón satinado con un reflejo dorado algo más metalizado, y no hay purpurinas en él. Lo encuentro ideal para pieles con algo más de color que la mía. De cara a verano, con el bronceador, tiene que quedar muy bonito.


En pieles cálidas, y en pieles oscuras, queda espectacular. Yo, en lo que llega el verano, lo aplico con mano ligera, y con otro iluminador claro por encima de él para rebajarlo (con el Ice Cold, por ejemplo)

Es más intenso que el anterior, y más evidente por el toque metalizado, pero es perfectamente modulable.


King Tut es otro iluminador que va a dar más juego en verano, y en pieles cálidas de tono medio a oscuro, que en pieles pálidas como la mía, que necesitamos trucarlo y extenderlo mucho, y ni por esas.

Cuando me llegó, y ví esa sombra bronce tan oscura, mi primer pensamiento fue: "Qué bien, me he comprado una sombra marrón...(ironía on)" Pero no. O no del todo.

Es más bronce que marrón, tiene un reflejo metalizado dorado con luz natural, y vemos microdestellos rosados con luz artificial. Es muy completito.



Pese a ser muy intenso y pigmentado, y evidentemente, muy oscuro para mí, me permite difuminarlo mucho, y rebajarlo notablemente. Para verano, con mano muy muy ligera, y con bronceador, quizá pueda usarlo un poquito.

Las cajitas de Peach Goddess y King Tut son las que mejor cierran, y las que más estabilidad tienen en la bisagra.


Llegamos al iluminador que me dejó más decepcionada de los 4. Se trata de Lavender Snow y, en vez de llegarme una sombra lavanda, o lila, o malva, o similar, con matiz grisáceo, me llegó una pastilla gris acero a la que le quiero ver ese matiz liláceo, pero no llega a estar, realmente.

Esto me costó una disputa con el vendedor, que alegaba que era cosa de mi monitor, pero si hubiera sido así, ¿por qué en el mismo monitor mi foto y la suya eran diferentes? Tienen mucho rostro algunos, así que tened cuidado con estas cosas, reclamad, y enviad tantas fotos como podáis.


Es un iluminador poco "social", pero interesante para crear algunos efectos sombríos aún con un producto que emana luz. Si buscamos un look más editorial, más fashion, por decirlo de alguna manera, nos puede dar juego, pero hay que saber dónde aplicarlo, y en qué cantidad, para que no parezca que llevamos el rostro sucio, o que nos han dado un puñetazo.

Efecto suave

Yo lo trabajo con un pincel de abanico con muy poco pelito, y tomo la cantidad mínima. Para salir de noche, sí lo veo, pero para ir por la mañana a trabajar, no, porque este iluminador cuando da juego es bajo una luz artificial.
Es el único que no tiene destellos, y su caja es la más endeble de las 4.

Todos los iluminadores tienen una pigmentación muy buena, una textura casi cremosa, un brillo satinado intenso, aunque no estridente. Tienen microdestellitos que se ven cuando extiendes mucho el iluminador, pero no queda un efecto escarchado grueso, sino que hace un efecto muy bonito bajo luz artificial, donde su brillo se intensifica.



La duración no es demasiado larga, pero se puede incrementar aplicando un iluminador cremoso primero. Sobre la mano, parecen menos satinados de lo que son, pero en el rostro, a extenderlos, surge la magia, aunque no son tan supermegaintensos como esperaba.
A mí me han gustado, y les doy uso, pero una sombra de las mismas características te puede ofrecer lo mismo.

¿Qué os han parecido estos iluminadores?¿Los conocíais?¿Cuál os gusta más, potingueras?

martes, 21 de febrero de 2017

Mis productos para cejas de Essence y Catrice

¡Hola, potingueras!

Cada vez aparecen más y más productos para cejas, algunos de ellos realmente costosos, y las marcas más modestas también están empezando a tener un buen catálogo para hacer frente a esta constante creciente demanda de forma más que digna.

Hoy os voy a hablar de algunos de los productos de Essence y Catrice para cejas que uso, o he usado, en los últimos meses, y que quizá os resulten de interés.

Comenzamos con lo más manido: las máscaras para cejas.
Catrice oferta la Eyebrow Filler Perfecting & Shaping Gel en un solo tono, y lo vende como un gel fijador y rellenador de cejas con color, apto para cualquier tono de pelo de ceja.
Contiene fibras rellenadoras para cubrir pequeños huecos que puedan existir en la ceja, y darle un aspecto más uniforme y denso.


En mi opinión, esta máscara de pestañas tiene un tono rojizo que no es apto para todos los tonos de ceja, como promete. Las personas que tenemos un subtono cenizo podemos vernos un poco artificial el resultado, aunque para cabellos castaños, morenos, o pelirrojos oscuros puede quedar bastante natural.

El cepillo es estrechito y denso, con muchas cerditas en espiral, y atrapa bien el pelo y lo peina y cubre, pero al ser más largo de lo recomendable, es fácil mancharse.


La fijación es media. No te acartona la ceja, pero tampoco es un producto de muy larga duración. Si tu ceja es muy rebelde, puede que se te quede algo corta, pero muy tenaz tiene que ser ese pelo para que no te haga un buen papel. Con tiene 6,5 ml, y su precio es de menos de 4€, pero yo la encontré por unos 2€. Decían que la iban a descataogar, pero no sé hasta qué punto es eso cierto, ni cuando sería.


Essence, por su parte, tiene a la venta su Make Me Brow Eyebrow Gel Mascara en 3 tonos diferentes. Curiosamente, el número 2 es el más oscuro, según tengo entendido.
El 01 Blondy Brows es para rubias, y el 03 Soft Brownie Brows es el que tiene el subtono ceniza. Tengo ambas, y uso ambas, aunque reconozco que la 01 no me aporta el mismo resultado que la 03, de un tono más apropiado para mí. Tampoco queda extraña la más clara, pero no noto que mi ceja tome la misma relevancia con el tono más claro.

Como la de Catrice, son máscaras de gel tintado con fibras para sujetar, rellenar, y colorear la ceja, aportándole más densidad de forma natural, y un color más uniforme, rellenando pequeños huecos.

 


A su favor, tienen que el cepillito es mucho más corto y manejable, la ceja se trabaja mucho mejor, y es más difícil mancharse con ella.


Curiosamente, resultan un poquito más caras que la de Catrice, ya que contienen 3,8 ml y cuestan uno 3,19€. Siguen siendo económicas, pero traen menos cantidad que la otra.

Sujetan la ceja bastante bien, pero tampoco son un producto de larga duración. A mí me aguantan una jornada en su sitio. Todas estas máscaras dejan el pelo de la ceja bien, sin apelmazar, sin que quede como púas, sin que pique, y sin que manche o se mueva el color si te tocas la cara o sudas.


Otro producto en el que coinciden ambas marcas es en las sombras para cejas.
Catrice ofrece el Velvet Brow Podwer Artist. Yo lo tengo en el tono 020 Brow FASHionsta, de un tono marrón medio con un toque ceniza que me va perfecto par mi pelo de ceja.

En un extremo, tenemos un cepillito para peinar y colocar la ceja. También sirve para repartir de forma uniforme el producto, y rebajarlo en caso de que sea necesario.
En el otro, encontramos una esponjilla redondeada, que es el aplicador del producto, y que está impregnado en una sombra especial que contiene la tapita.

 


Catrice máscara, lápiz, y sombra, respectivamente.
La sombra es sedosa, y aporta cierta esponjosidad a la ceja. Deja un efecto más intenso y cubriente que la máscara, rellena de forma total, y hay que peinarla un poquito para que quede más natural.

Me gusta para cuando queremos una ceja más uniforme, más densa. Para looks más trabajados me parece un aliado ideal. Eso sí, prudencia, hay que ir de menos a más, y no dejarnos llevar por el entusiasmo.

La sombra no cae demasiado, pero os recomiendo darle un toquecito al pincelito antes de acercarlo a la cara para deshacernos del exceso de producto.
El Velvet Brow Podwer Artist contiene 0,45 gramos, y ronda los 3€.


Essence, por su parte, sacó con la colección Me & My Umbrella dos tonos de sombras para cejas, con efecto rellenador muy similr al que ofrece la de Catrice.

Yo me hice con los dos tonos, esiendo el 01 algo más claro que el 02.

Estas sombras se llaman Brow Thickener Shadows, y su misión es la de engrosar las cejas, rellenándolas con un producto en polvo que se adhiere a la ceja y le aporta grosor, color y estructura.

El aplicador es una esponjilla cilíndrica muy fina que viene enganchada a la parte de color del tubo. La parte negra es donde se encuentra la sombra. 


Al estar tan impregnada, es fácil mancharse, así que sacudid un poquito la varilla antes de rellenar la ceja. Debido a que es mucho más fina que la esponjilla de Catrice, es mucho más sencillo dar forma y rellenar la ceja.
Contienen 1 gramo, y costaron 3,19€, si no recuerdo mal. Pertenecen a una colección de edición limitada, pero están a punto de salir en el lineal fijo, si no lo han hecho ya.



Tanto las sombras para cejas de Catrice como las de Essence tienen muy buena permanencia, se adhieren muy bien al pelito, no se caen, y ayudan a fijar la forma de la ceja y mantenerla, aunque no es su misión. Siempre podemos reforzar este efecto con ayuda de una máscara, de color, o transparente.


Los dos productos que me quedan por mostraros son ya de Catrice, y no tengo ninguno que haya utilizado semejante en Essence, aunque puede que en el lineal exista.

El primero es un lápiz para cejas, el Eye Brow Stylish en el tono 040 Don't Let Me Brow'n.
Por un lado tenemos la mina del lápiz, y por otro un cepillito para peinar la ceja y repartir el producto.

 

No es un lápiz automático, sino de los que hay que afilar con sacapuntas, de toda la vida. Pigmenta lo justito para crear un efecto de sombra, y el trazo lo tendremos que controlar nosotras si lo queremos más grueso o más fino. Para dibujar pelitos y que quede natural, no es. Eso, o yo no me apaño, que todo puede ser.

El producto es algo encerado, lo que ayuda a dar forma y fijar el pelo de la ceja donde nos convenga, y la duración es bastante buena, pero no es un producto fijo, así que hay que reforzarlo con una máscara si pretendemos obtener un resultado más duradero.
Contiene 1,6 gramos y ronda los 3€ y poco de precio.


Finalmente, encontramos una cera fijadora de Catrice en formato de lápiz automático y retráctil, o jumbo. Yo la encontré en descatalogados, así que desconozco si sigue existiendo, si tiene repuesto, si la van a volver a lanzar, o qué pasa con ella.

La Fixin' Brow Wax es una cera que ayuda a mantener las cejas en su sitio, con un acabado transparente, aunque no mate, y aportando una forma y un resultado impolutos.

No es una cera hiper potente que convierta las cejas en cartón, sino que es manejable y deja las cejas moldeables, aunque las conserva bien peinaditas y controladas durante bastantes horas.



Me parece ideal para reforzar el efecto del lápiz o la sombra para cejas.
Trae 0,85 gramos, y me costó 1,99€.

Como véis, existe un surtido interesante para cejas a precios asequibles en marcas que están al alcance de todas nosotras.

¿Qué producto os ha gustado más?¿Hay alguno que no conociériais?¿Cuál es el que soléis utilizar?¿Alguna recomendación con respecto a productos low cost para cejas, potingueras?

Click si te ha gustado

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Anuncios