viernes, 27 de noviembre de 2020

Nail Art Para Dummies: Láminas Nail Foil

 ¡Hola, potingueras!

Hoy vamos a hablar de cierta técnica para uñas, aplicable a manicuras y pedicuras, en la que soy una auténtica novata. Me he decidido a contaros mi experiencia con este tema porque creo que hay que desmitificar los procesos y no hablar sólo de lo que nos sale bien y tenemos dominado. También hay que ponerse la L de vez en cuando y comenzar a pilotar, aunque no sepas muy bien por dónde vas.

Haces un par de meses me compré en aliexpress unas láminas de manicura o Nail Foil con diseño marmoleado. Hay muchos modelos, distintos tamaños, y diferentes precios, pero como yo lo que quería era probar, busqué un set que me diera variedad, aunque no fuera muy grande, y que me saliera económico porque, si no me gustaba, tampoco iba a gastarme un pastizal en el tema.

Encontré un lote de 10 láminas de 20x4 cm, que para un par de manicuras y una pedicura completa, te dan (si no tienes las uñas muy grandes, como es mi caso; si no, 1 y 1) 
 


Cuando me llegaron, descubrí que necesitaban un pegamento especial para conseguir la transferencia del diseño a la uña, así que me tocó hacer un nuevo pedido para conseguirlo, y compré uno de Born Pretty Store que está muy bien de precio, y que sirve tanto para transferencia con lámpara UV, como para si no quieres usar ese tipo de lámpara. Huele fuerte, aviso. Luego ya las uñas no huelen una vez terminadas, pero en el momento de abrir el bote, se nota.

Mientras me llegaba, me fui informando de cómo se trabajaba con estas láminas.
En principio, pueden utilizarse sobre uña natural o sobre uña acrílica, suelen necesitar un pegamento especial para lograr transferencia, y se trabajan de forma diferente si es con lámpara o sin lámpara, si es uña natural, o uña artificial.
 


Yo me voy a centrar en lo que conozco, en lo más rústico: uña natural, y sin lámpara. Para saber del resto hay muchas compañeras muy preparadas que os pueden hablar del tema con mucha más solvencia que yo.

Una vez tenemos láminas y pegamento especial, vamos a trabajar con ello.
 
0.- Comienzo por el cero proque esto es opcional. Hay quien recomienda recortar la lámina a un tamaño manejable para la uña, pero eso ya es cosa de cada una. Yo corté como para dos uñas pulgares juntas, que es la uña más ancha que tengo, y me dió para una mano completa. Ahora, cuanto más se ajuste la lámina a la uña, más fácil y más homogénea será la transferencia. 


1.- Necesitamos aplicar una prebase sobre la uña, como haríamos con un esmaltado normal.

2.- Conviene dar una capa de esmalte de color, a ser posible, o bien de un color parecido al fondo de la lámina que escojamos, o bien en contraste. Esto nos va a ayudar a que si no cubrimos toda la uña con la lámina, se note menos el "desconchón".
También podemos aplicar estas láminas a toquecitos, por zonas, en vez de hacer una uña completa. En ese caso, conviene más un tono de contraste.
 


3.- Una vez se ha secado bien primero la prebase y luego la capa de esmalte, procedemos con el pegamento. El truco consiste en aplicar muy, pero que muy poca cantidad, y cuando se vuelve transparente, que ya está pegajoso, aplicamos la lámina sobre la uña, presionamos bien, dejamos unos segundos, y tiramos del sobrante. 
Es muy importante que el pegamento no toque la piel, a ser posible, porque estamos aplicando un producto químico fuertecito (es de uso seguro, pero mejor no aplicar donde no se debe) Si sucede, simplemente lo retiráis con un poco de quitaesmalte, no hay misterio.


Si el esmalte está aún húmedo, el pegamento lo moverá, y cuando apliquemos la lámina, puede crear relieve. Lo mismo sucede si no esperamos a que el pegamento esté en su punto, que no sólo no va a quedarse la lámina adherida, sino que mueve lo que hay debajo. La primera manicura siempre tiene desperfectos. No os preocupéis.

He comprobado que es mejor retirar la lámina con decisión que despacito. Si está bien pegada, queda mejor, y si vamos lento, lo mismo no queda tan uniforme.

Yo normalmente lo que hago es aplicar el pegamento sobre un par de uñas, lo dejo unos segundos, y hago esas dos uñas, y así voy hasta terminar una mano.

4.- Una vez hemos terminado este proceso, sellamos con una capa de esmalte top coat transparente (o si quieres purpurina, a tu gusto) Dejamos secar bien, y listo.
 

5.- Cuando quieras retirar el esmaltado, recurres a tu quitaesmalte de confianza, como harías con cualquier otra manicura.

Estas láminas dan bastante juego y quedan muy adheridas, se ven muy finas sobre la uña, no les da relieve ni molestan más que un esmalte normal. La duración es bastante alta (llevas un pegamento), y, aunque no creo que sea saludable hacerse este tipo de manicura un día sí y otro también, para un de vez en cuando, es una opción muy entretenida y diferente. En mi caso, he notado que me reseca un poco la uña, pero tengamos en cuenta que mi uña ya suele ser seca de por sí, y que no tolera bien esmaltados permanentes o semipermenentes, así que le afecta prácticamente cualquier tratamiento extra más allá de un esmalte de uñas al uso.
 

¿Qué os parece este tipo de manicura?¿Conocíais las Nail Foils?¿Os resultan interesantes estos post desde el punto de vista de alguien no experto, potingueras?

miércoles, 25 de noviembre de 2020

Just Free Skin Hypoallergenic de Bell. La tendencia Clean Beauty llega al Low Cost

 ¡Hola, potingueras!
 
Hoy os traigo novedades amorosas para el bolsillo y para la piel de parte de una de mis marcas favoritas low cost.

Bell Hypoallergenic da un paso más en su búsqueda de productos respetuosos con la piel, y se apunta a la tendencia Clean Beauty. Esta tendencia consiste en crear productos de cosmética y maquillaje con un altísimo porcentaje (mínimo, del 80%) de ingredientes naturales, respetuosos con la piel y con el medioambiente. 
 
Con esta premisa, Bell Hypoallergenic lanza su nueva línea Just Free Skin con un total de 8 productos, todos ellos veganos, repartidos en 1 prebase para rostro, 3 tonos de base de maquillaje, y 4 tonos de correctores. Ya os aviso de que los tonos de base y correctores son bastante claritos, y que si tienes una piel muy clara, clara, o media-clara, se te pueden adaptar bien. 
 

También os digo que ha habido cosas que me han gustado más y otras que me han gustado menos.

Just Free Skin Prebase Color Balance
(25g / 8,49€):
Prebase ligera que hidrata y prepara la piel para el maquillaje posterior. Equilibra el tono de la piel y disimula imperfecciones. Suaviza rojeces e irritaciones, proporcionando un aspecto saludable, radiante, y descansado.
Es un producto unisex, y contiene un 94% de ingredientes de origen natural.

Me hace gracia que la marca especifique que es un producto unisex, pero lo puedo entender.
 
Por un lado, el maquillaje puede usarlo quien quiera, independientemente de su género, pero también es cierto que aún hay hombres que no se sienten cómodos con la idea de utilizar maquillaje, pero quieren un mejor aspecto de su piel. Este sería el producto, porque no es una base, pero sí tiene algo de color. Esto consigue ya un tono mejorado de la piel y una uniformidad.
No es un corrector, no te va a tapar todas las imperfecciones, pero sí las va a suavizar. 
 


La textura es agradable y se extiende bien, el dispensador funciona correctamente, la piel se mantiene hidratada y elástica, pero a mí no me gusta. El motivo es el color. Sí, es bastante claro, pero yo soy muy blanca, y a mí se me nota, y aunque después aplique base, se me ve con un color que no es el que me corresponde. Rara es la prebase con color que se me adapta, y eso, las que sois tan blancas y amarillentas como yo, seguro que lo habéis vivido.
 

Sin embargo, no me parece mal producto. Irá a una casa donde le den amor, y listo.

Just Free Skin Base de Maquillaje
(24g/ 9,99€):
Base ligera que hidrata, nutre, y rejuvenece la piel (le da un aspecto más fresco y jovial, disimulando ópticamente líneas de expresión y signos de fatiga)
 
Reduce la visibilidad de las imperfecciones, y equilibra el tono de la piel para dar un aspecto natural y saludable. Contiene un 85% de ingredientes de origen natural; entre ellos, extracto de quinoa y de té verde, y aloe vera.
Disponible en 3 tonos.

Tanto la base como los correctores se presentan en frasco de cristal con gotero. El cristal, bien, el gotero, regular. No funciona del todo bien, y hay que pillarle el truco. Prefiero dispensadores de bombita como el de la prebase, sinceramente.
 

Los tonos disponibles son 01 Ivory, 02 Natural, y 03 Sunny. Con Ivory me va bien, pero Natural se me adapta mejor, aunque hay muy poca diferencia entre ellos.
 

La textura es bastante líquida y la cobertura es media tirando a baja. Si queremos que cubra más, es mejor aplicarla con brocha, y si buscamos un efecto más natural, con esponja. Aún así, en las fotos apliqué el tono 01 con esponja y me cubre muy bien todas las marquitas que tenía, que no eran pocas.
 

Es una base muy hidratante y muy cómoda, de acabado bastante satinado (no purpurinoso) Yo la matizo un poco con polvos para dejarla más natural, y para que se fije mejor a la piel. Me aguanta largas jornadas, y no he notado que me saque mucho brillo, curiosamente. Creo que es una base muy bien formulada para pieles a partir de los 30 años, sobre todo si están deshidratadas o son secas. Con piel grasa no sé qué tal se comportaría.

Just Free Skin Corrector Líquido
(8,5g/ 6,49€):
Disimula imperfecciones y ojeras, pero no es de los más cubrientes que haya conocido. Si tienes una ojera muy negra, no sé si sería para ti. La ventaja es que te deja la zona muy bien hidratada, no marca líneas, y te aguanta prácticamente todo el día, dejando un aspecto natural y saludable.
Yo suelo tener unas ojeras más bien rojizas, de color medio, y me cubre sin problema. Incluso esos días algo más amoratadas me las disimula muy bien.

Es de esos correctores que, si no te quieres maquillar, pero sí corregir las ojeras y que no se note el trampantojo, te sirven, porque parece tu propia piel, pero mejorada.

Yo lo que hago es que, el día que tengo la ojera más evidente, y me obsesiono con cancelar el tono oscuro como sea, utilizo este corrector primero, y luego aplico nada, una gotita del Cover Eye&Skin también de Bell Hypoallergenic, y me queda perfectísimo.

También se puede utilizar como prebase de sombras, aunque yo no lo he usado de este modo aún. Si tienes el párpado graso, no, pero si es más bien seco, puede ayudarte.

La fórmula tiene un 81% de ingredientes de origen natural, con extracto de quinoa y de té verde, y aloe vera. Está disponible en 4 tonos: 01 Ivory, 02 Fresh, 03 Peach, y 04 Sand. Yo estoy entre el 02 y el 03. El 01 se me pasa de clarito, y el 4º, quizá en verano me serviría.
 

Me parecen correctores muy ligeros y muy agradables, ideales para contornos de ojos deshidratados sufridores. No dejan ese aspecto alicatado y súper cubriente de otros correctores a los que estamos acostumbradas, e incluso podemos notar que, si tenemos el contorno muy deshidratado, las primeras veces que los usemos parece que el color se lo coma la piel. Una vez se regula la hidratación, ya no.
Al menos a mí me ha dado esa sensación los primeros días de utilizar estos correctores.
 

Salvando la prebase, que no tiene un tono que me encaje, el resto de productos me han parecido súper interesantes y muy agradables, muy bien formulados, muy eficaces, y muy al día de lo que pedimos ahora mismo.

Podéis encontrar todos los productos mencionados en onlinecosmeticos.es, que siempre anulan los gastos de envío cuando el pedido llega a 20€ de compra,te regalan muestras, y te sirven en 24-48 horas.
Aprovechad el Black Friday, que tienen descuentazos de hasta el 70% en algunos productos.

¿Qué os parece la línea Just Free Skin?¿La conocíais?¿Conocíais la tendencia Clean Beauty?¿Qué producto os tienta más, potingueras?

lunes, 23 de noviembre de 2020

Limpiador de Brochas Maiko: Ideal para unas prisas.

 ¡Hola, potingueras!
 
Maiko es una marca conocida por la calidad de sus brochas, sobre todo si nos referimos a su gama Luxury Grey de la que soy fan absoluta, y de la que os he presentado diferentes reviews en este blog a lo largo del tiempo.
 
Es curioso que, siendo una firma dedicada a brochas no tuviera un limpiador específico para ellas (al menos, hasta donde yo conozco), y por fin han venido a suplir ese vacío con el nuevo Limpiador de Brochas Maiko (200 ml/ 5,99€)
 
Este producto se presenta en un formato sencillo, un bote de plástico transparente con tapón vaporizador. Una pegatina recubre casi el total del bote, pero aún así podemos ver qué cantidad de producto nos queda. 
 
Que no pese, que no se rompa si se cae, que sea fácil de transportar, de usar, y de entender, y que encima tenga un precio más que accesible, ya le da puntos.

En cuanto al uso, es muy sencillo. O bien pulverizamos sobre el pincel o la brocha el líquido limpiador, y frotamos suavemente sobre un trozo de papel de cocina o papel absorbente, o incluso una toalla de microfibra de las que utilizamos para desmaquillarnos; o pulverizamos sobre esa superficie y vamos limpiando el pincel o la brocha haciendo circulitos o pequeños movimientos suaves hasta deshacernos del maquillaje que contiene.

Personalmente, prefiero realizar esta tarea sobre un trozo de papel de cocina y pulverizando sobre la superficie. Creo que el maquillaje sale mejor.

El Limpiador de Brochas Maiko limpia y desinfecta las brochas en apenas unos segundos, y como se evapora rápidamente podemos volver a utilizar nuestras herramientas enseguida. Esto es especialmente útil cuando no estás en tu casa por el motivo que sea, cuando vas a maquillar a otras personas y necesitas reutilizar la brocha, o cuando no puedes lavar las brochas y pinceles en ese momento y quieres conservarlas en las mejores condiciones hasta que llegue el lavado.

Como todos los limpiadores de brochas que conozco, contiene alcohol, pero me ha llamado la atención que ni huele a alcohol, ni tiene tacto del mismo. Es más, parece un aceite seco más que otra cosa. 

Esto puede asustar, pero lo cierto es que el pincel no se queda oleoso, ni las superficies o las manos tampoco, y la brocha no se ve afectada. Me da la sensación de que es más respetuoso que otros más famosos y caros.

En cuanto a rendimiento, me funciona especialmente bien con brochas utilizadas con productos en crema, que generalmente son las más difíciles de limpiar con este tipo de productos, y los pinceles que trabajan polvo también responden muy bien.

Podéis ver un pincel con un pigmento violeta, súper potente. Había que ponerlo a prueba con lo más complicado. Os puedo decir que todo el pigmento salió y que pude utilizar el pincel con una sombra clarita al momento sin mancharla de violeta, aunque las cerdas no se vean totalmente blancas. Eso es algo habitual con los limpiadores. No me precocupa. Cuando se lave el pincel se elimina el resto de pigmento que haya teñido el pelito y listo.
 

El Limpiador de Brochas Maiko se puede encontrar ya a la venta en onlinecosmeticos.es, como es habitual con los productos de Maiko.

¿Qué os parece este limpiador?¿Lo conocíais?¿Soléis utilizar este tipo de productos, potingueras?

viernes, 20 de noviembre de 2020

Looks Poison Garden de Nabla: Ronda de Neutros, o Casi.

 ¡Hola, potingueras!
 
En el post anterior hablamos de la paleta Poison Garden de Nabla, y hoy os traigo los looks.
 
Creo que voy a seguir esta dinámica desde ahora con las paletas de sombras, el dejar separados reseña y propuestas de maquillaje, porque creo que al final se me quedan post tan largos que me da la sensación de que realmente se hacen pesados y se pierde la mitad de la información, porque no te apetece leer llegado cierto punto.
 
Puede que con paletas más pequeñas siga dejando todo unido (si hay 5 sombras y 2 looks, es llevadero) 
 
Espero que os guste la idea y que se entienda el motivo.

LOOK ORANGE HONEY:
Comenzamos por algo sencillo. 

Tras aplicar la prebase para sombras, hacemos una cuenca natural cálida con Narrative. En el tercio exterior del párpado móvil intensificamos con la naranja Honey. De esta sombra también daremos un toque en el centro de la mejilla a modo de rubor.
 
Hacia la ceja difuminamos con la beige Canvas, que no es tan clara como me gustaría y esto la convierte en una sombra inútil para mi uso, en general. En el párpado móvil colocamos Fabric, de tono tostado dorado metálico, que vamos a fijar con un pincel húmedo.


Para el delineado superior e inferior elegí la sombra azul Majorelle, con la que hay que insistir bastante, y que si no lleva prebase ya véis que no consigue la potencia necesaria. En la waterline inferior quise darle más relieve con el lápiz waterproof 07 Blue Lily de Clarins. En el lagrimal di un toque de la sombra Adoration, con reflejos lilas y azules.
 


En los labios llevo el espectacular Lip Twist Duo Water Tint & Balm 03 Coral Summer de Clarins.

LOOK ADORATION FLASH:
Mejor no hablamos de mi pelo ochentero. Llevo una semana que me peleo con él y salgo perdiendo.

Otro look sin complicaciones. Podéis cambiar el delineado de color por uno negro si os sentís más cómodas.

Aplicamos prebase de sombras y comenzamos marcando una cuenca natural con la sombra palo de rosa Zen, que sobre piel no se distingue demasiado de Narrative. En la V externa damos intensidad con la rosa subido Berry Bite, y completamos el párpado móvil con la rosa achampanada Rosita, aplicada con un pincel húmedo.

Para darle un toque diferente decidí agregar un poquito de la duocroma Adoration, de reflejo lila. Sólo la apliqué con dedo y en húmedo, pero apenas tiene intensidad, es sólo reflejo. Tengo que probar este topper en otro look con alguna prebase a ver qué tal se comporta.
 


Para la waterline inferior quise luz y apertura y tiré del lápiz Faux Whites Seashell de Nyx, con un puntito rosa pastel. El delineado lo hice con el Eyeliner CmaaDU 05 de color lila neón, y di un punto de luz en el lagrimal con el Face&Body Illuminating Podwer Hypoallergenic de Bell, que es también el iluminador utilizado en los pómulos.
 


En los labios llevo el precioso labial Velvet Petal Lipstick 02 de Bell de la colección Burgundy Rose, reseñada en el blog.

LOOK NOT SUBLIMINAL:
Esta sombra merecía protagonismo, y lo sabíamos.

Tras aplicar prebase de sombras por el párpado, opté por una cuenca cálida con Narrative. Después intensifiqué V externa y tercio externo del párpado móvil con la sombra burdeos Opera, y apliqué la impresionante sobra cobriza Subliminal en el resto de la almendra del ojo. 
 
Esto tuve que hacerlo con un pincel humedecido en spray fijador porque es casi más un glitter diminuto metálico que una sombra en sí, pero no se cae nada y queda espectacular.
 
Para que no quedara el corte tan raro hacia la V, di un toque de la sombra Archetype, de color chocolate y reflejo cobrizo.


Difuminé un poco hacia la ceja con Canvas, y opté por el lápiz anaranjado Creme Gel Liner Puppy de Colourpop. En el lagrimal di un toque del iluminador The Highlighter 10 Heroic de Essence, que también podemos ver en los pómulos.
 


Para los labios elegí el Liquid Suede Cream Lipstick Sandstorm de Nyx de tono café lechoso.

LOOK ZODIAC CRAVING
:
En este caso, apliqué el corrector a modo de prebase de sombras, y no me fue mal.
Ahora, trabajito que me dieron algunas de ellas para que quedarna medio decentes porque son muy problemáticas.

En la banana apliqué Zen de tono palo de rosa, y en la V externa lo intenté con Majorelle, pero no hay forma. Parchea, oxida,...nada. Lo cubrí con Zodiac a toques y difuminando el tercio externo. También apliqué esta sombra a ras de pestañas inferiores. En general, funciona bien, pero si te pasas difuminando puede parchear.

Para el párpado móvil quise utilizar Craving, moradita brillante, en el centro, y Adoration en el tercio interior. Para esta última utilicé el Glitter Primer de Nyx tanto para preparar el párpado, como para aplicar la sombra, y el resultado es bastante bueno.


En la waterline inferior utilicé un lápiz azulmarino de Deborah Milano de su línea 24 Ore Waterproof.
 


Para los labios quise algo neutro, pero no tanto, y opté por el Clarins Joli Rouge Crayon 705C Soft Berry.

Como véis, hay sombras que funcionan muy bien, una que muy mal, otra regulín, y la paleta da juego en general.

¿Qué os parece esta paleta?¿La tenéis?¿Cuál es el look que más os gusta, potingueras?
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Anuncios