miércoles, 31 de agosto de 2016

Miss Finiquitados: Agosto 2016

¡Hola, potingueras!

Este ha sido el mes de las "menudencias" porque, salvo honrosas excepciones, casi todos los productos que os voy a mostrar tienen un tamaño pequeñito.

No os dejéis engañar, a veces los grandes productos se presentan en formatos pequeños.

Recordemos los códigos:
- Review: Producto previamente revisado en extensión en el blog. Enlazado a dicha reseña.
- Nombre del producto en verde: Productos de venta online, enlazados a su página web.
- Sospechosos Potinguiles Habituales: Productos ya revisados en algún Miss Finiquitados con anterioridad enlazados a dicha review.
- Minitallas Revisadas: Minitallas que he gastado y de las que ya os había hablado previamente en alguna entrada.Os las dejaré enlazadas a esa revisión y, si tengo algo que añadir a lo que dije en su momento, lo haré con unas breves líneas.

Douglas Desmaquillante Bifásico Suave para ojos y Labios:
Tamaño XL 200ml /9,95€

Review.

Este producto me fascina, me funciona a las mil maravillas, y me cunde. Le dediqué un post en exclusiva porque se lo merece, y es un producto que se encuentra entre Miss Favoritos.

Es un producto que sirve para desmaquillar ojos y labios, que elimina cualquier tipo de maquillaje, sea waterproof y de larga duración, o no lo sea; que retira todo sin irritar la piel y en apenas unos segundos de dejar el algodón impregnado con él sobre la piel, que necesita de muy poca cantidad en uso para ser efectivo, y que no deja sensación oleosa o velillo sobre los ojos. Lo tiene todo, pero todo lo bueno.

Además, es un producto que tiene un precio medio asequible, teniendo en cuenta el tamaño (yo tengo el grande) También podéis probar el formato mini de 50 ml para saber si os gusta.

Repetiré con él en cuanto vaya terminando todos los botecitos de desmaquillantes de ojos que se me han acumulado por casa, porque me conozco, y me gusta tanto que, como lo reponga ya, me lo vuelvo a gastar, y los otros se quedan esperando.

Probadlo, en serio. Lo tenéis en Perfumerías Douglas en exclusiva. Si no tenéis tienda cerca, optad por la tienda online, que ofrece gastos de envío gratis a partir de 29€ de compra.

Flormar Easy & Go Sponge Nail Polish Remover:
75 ml/ 5€ aprox.

Vaya por delante que desconozco el precio exacto de este poducto porque fue un regalo de mi amiga Isa (Amigas Makeup)

Se trata de un quitaesmalte muy efectivo que se presenta en un formato de bote de plástico con una esponja en su interior impregnada en una solución desmaquillante que contiene acetona, glicerina, y extracto de flor de orquídea, entre otros componentes.


Cumple muy bien con su cometido, y en menos de un minuto tienes todas las uñas de las manos desmaquilladas. Además, deja un agradable olor floral en las uñas tras su uso. Eso sí, no se os ocurra comprobar el perfume poniendo el bote directamente debajo de la nariz, porque es más concentrado, más fuerte, y la base de acetona se nota (os podéis colocar en un momento)

La única pega que le saco en este sentido es que me noto las uñas un poquito secas tras su uso, pero, como siempre que me las desmaquillo, me las lavo con agua y mucho jabón (muy importante esto para neutralizar los ácidos de la acetona), y luego me aplico una buena hidratante de uñas, no he tenido problemas de sequedad, descamación, roturas, etc. Es muy buen producto.

Resulta bastante cómodo para el desmaquillado de las uñas de las manos. Sin embargo, en mi opinión, si la boquilla, la parte de la rosca, fuera más cercana al comienzo de la esponjilla interior, ganaría muchos puntos en cuanto a comodidad en su uso.

Es un formato que me resulta muy práctico y del que me gusta tener un artículo en casa, sobre todo para los días con prisas. Eso sí, no lo utilicéis con esmaltes con purpurinas porque, aunque pueda con ellos, cada vez que metáis los deditos en la esponjilla después, va a parecer que habéis estado haciendo cosquillas a las hadas bebé.

Tampoco conviene rellenar estos botes, porque la esponjilla se va deshaciendo con el tiempo y el uso. Además, toda esa porquería que desprende de las uñas se queda ahí, y llega un momento en que muy higiénico no es.

Lo retiro porque, tras el último uso que le dí al eliminar el esmalte amarillo del que os hablé en este post, se me quedó la esponjilla y el quitaesmalte que contiene teñido, y, al volverlo a usar, saqué los dedos que parecía la paellera mayor: Amarillos hasta la falange.

Repetiré, porque me ha encantado.

Flormar Quitaesmalte Multivitaminado con Aceites Omega:
125 ml/ 5-6€ aprox.

Vaya por delante que lo de "aceites omega" es lo que pone en el envase, pero me resulta una expresión extraña.

Este quitaesmalte llegó con el anterior; sin embargo, no ha corrido la misma suerte.

Tiene un olor agradable, afrutado, que deja sobre las uñas mientras te retiras el esmalte. Es la única ventaja que le encuentro, porque, en mi opinión, ni cunde, ni compensa.


Le cuesta mucho eliminar cualquier esmalte de uñas, por liso y simplón que sea. A no ser que lleves sólo una capita, y no es mi caso, que suelo aplicarme 2 por costumbre. Y ya si llevas purpurinas, o cualquier otro tipo de adorno, te puedes eternizar en el desmaquillado.

Además, necesitas tener el algodón muy bien empapado para que cumpla su función, y se evapora enseguida, con lo cual, casi con cada uña hay que volver a mojar el algodoncillo para que elimine el esmalte. Yo uso los algodones prensados, los cuadraditos que no despeluchan, y ni por esas.

No repetiré con él.


GreenLand Lip Balm Passion Fruit:
3,9 g

También desconozco el precio de este bálsamo de labios que me envió mi amiga Iris (os lo conté aquí), pero no creo que sea muy caro y podéis encontrar la marca en El Corte Inglés.

Greenland es una firma cosmética bastante reciente en nuestro país, cuyos productos en general, y los bálsamos de labios en particular, tienen una formulación bastante natural, sin parabenos, parafinas, EDTAs, ni otras sustancias indeseables. 

A cambio, podemos encontrar aceite de coco, manteca de karité, cera de abejas, y aceite de jojoba como agentes hidratantes, nutritivos, y reparadores que van a cuidar y mantener en un estado saludable y bonito nuestros labios.

La barrita parece fundirse al contacto con el calor de la piel, y deja una película cremosa sobre él, de la que le labio se va "alimentando" hasta asimilarla del todo, dejando los labios hidratados y elásticos. No genera dependencia, como los bálsamos con parafinas, y, usado de contínuo, se percibe una mejora notable.

Por otro lado, al contener extracto de frutas, en base a mi experiencia, creo que va haciendo una ligerísima exfoliación, porque, desde que lo he usado más seguido, no he notado acumulación de pellejitos, sequedades, etc, y eso que le he dado mucha caña a los labiales líquidos mates, que son bastante secos.

Tiene un olor acidulce, muy agradable, suave, que no invade ni marea, y que pasa pronto.

Si estáis buscando un bálsamo de labios que os dé un plus de cuidado, deberíais probarlo. Yo repetiré con él, sí o sí. Eso sí, al ser fundente, parece que se acaba antes que otros, pero es lo que tienen los bálsamos más naturales.


The Body Shop Manteca Labial Arándano Azul:
10 ml / 5€

Me fascina cómo huelen esta manteca y, en general, todos los productos de esta línea de Edición Limitada (aunque online podéis encontrarla de vez en cuando) Es entre dulce, fresco,...¡dan ganas de comérselo!

Compré esta manteca para labios en un momento de promociones, y de lo único que me arrepiento es de no haber comprado 5 tarritos de golpe.


El envase en sí es una cucada, un objeto para coleccionistas. Su aspecto es idéntico al de los tarros de manteca corporal, e incluso, por dentro, la crema nos sigue recordando a su hermana mayor para cuerpo.

La textura es la de una crema blanca, densa, pero fundente. podemos pensar que nos estamos aplicando la manteca corporal en los labios. Tiene un sabor algo dulce, es lo único que le suuprimiría, o rebajaría, porque a mí no me va mucho, pero se le perdona. Además, le he encontrado una especie de bolitas que no sé si son azúcares acumulados, semillas de arándano machacadas, o qué, pero no exfolian ni hacen nada especial en mi opinión. Ni siquiera molestan en la aplicación, es como que se deshicieran al tacto.

Contiene manteca de karité, aceite de ricino, cera de abejas, y aceite de extracto de semilla de arándano azul. Hidrata, nutre, protege, refuerza, y repara la piel de los labios. 


Yo lo he utilizado como tratamiento de noche porque blanquea el labio al ser tan densita, pero es del tipo de bálsamo labial que me gusta utilizar cuando me voy a dormir.

Repetiré con él en cuanto lo vuelva a ver disponible.

Burt's Bees Bálsamo de Manos:
8,5 g.

Review.

Esta minitalla me llegó de manos de Gadirroja. Se trata de un bálsamos a base de aceites vegetales, cera de abejas, y hierbas. Tiene una composición muy natural y se presenta con textura de aceite sólido.

Se derrite al contacto con el calor de la piel, y se funde al momento. Permite extenderlo con facilidad, pero no es un producto para prisas, porque deja rastro oleoso (obvio), y tarda un poco en asentarse. Tiene un olor cítrico bastante agradable, pero hay que estar atentas a su caducidad, porque, al ser más natural que la mayoría de los cosméticos, se estropea antes. Aún así, a mí me ha aguantado con dignidad más de un año.

En base a mi experiencia, que lo he usado para pies, y para rehidratar las uñas tras el desmaquillado, no sólo repara la piel, la hidrata, y la nutre, sino que la fortalece, y lo notas casi desde el primer uso.

Me fascina este producto, y he conseguido algo con él que no era capaz de solucionar con ningún otro cosmético que haya probado; y es que tenía una zona en el pie en el que la piel estaba más sensible, se me descamaba a la mínima, y picaba, y si le daba el sol y se me olvidaba aplicarme el protector solar era como si le prendieran fuego, y, desde que uso este bálsamo, se me ha curado. Aún tengo esa zona un poco más seca que en el resto del pie, pero no me pica, no se irrita tanto, me perdona el olvido del protector solar, no se descama,...y eso que, confieso, últimamente espaciaba el uso de esta joyita más de lo que debería.

Repetiría con él.

L'Occitane Gel de Ducha Flor de Cerezo:
35 ml.

También proveniente de otro regalo de mi amiga Gadirroja, me llegó esta minitalla de gel. 

Tiene un olor muy dulzón, no me resultaba desagradable, pero tampoco me parecía atractivo ducharme con él, así que lo terminé usando como jabón de manos.

Es muy fluido y hace muchísima espuma, pero muchísima. Yo creo que, quizá, más que un gel de ducha, sea un gel para hacer baños espumosos, todo sería probarlo, si os agrada el olor, claro.


En cuanto a su función, muy normalita: limpia, no reseca, y deja la piel ligeramente perfumada. Esa fragancia se pierde relativamente pronto, pero volvemos a lo de siempre: un jabón o un gel no tienen "obligación" de dejar olor en la piel, eso le corresponde a las lociones, cremas, body mist, desodorantes, y perfumes.

En mi opinión, los productos de L'Occitane tienen unos precios excesivos para lo que son. Su marketing es muy bueno, se han sabido posicionar, y los envases son muy coquetos, pero, en cuanto al producto en sí, son bastante simplones.

No repetiría con él.

Cologne Mugler Jabón Delicado, Gel de Ducha, y Loción Corporal:
Estos 3 productos llegaron junto con la EDT Cologne Thierry Mugler, de la que os hablé en este post, y que deberíais repasar si buscáis una fragancia fresca de las de toda la vida.

Los 3 comparten la misma fragancia que la EDT, fresca, cítrica, y vigorizante. Notas de nerolí, bergamota, naranja amarga, flor de naranjo africano, almizcle, y la nota secreta S, son lo que va a dejar nuestras manos y cuerpo perfumados.

El Jabón Delicado (50 gramos) lo he estado utilizando como jabón de manos. 
Además de no resecar la piel de las manos, las dejaba suavemente perfumadas. No es de los más espumantes, pero tampoco lo necesito. Con que limpie y no irrite, me va bien.



El Gel de Ducha (80 ml) puede utilizarse para piel y cabello, pero yo sólo lo he usado para el cuerpo.
Tiene un olor fresco y estimulante, idéntico al de la colonia a la que acompaña.
Hace una espuma fina, pero no abundante. Deja la piel limpia, elástica, y no reseca. No me he fijado en si la perfuma o no, porque para eso están las lociones y mantecas corporales.



Finalmente, la Loción Corporal Vigorizante (80 ml) servía para terminar el ritual de la ducha, hidratando la piel, y dejándola sutilmente perfumada. El olor no dura todo el día, pero es agradable las horas que aguanta sobre la piel.
Es una loción muy fluida, y su capacidad hidratante es muy justita. Para pieles secas, se queda corta. Esto suele suceder con todas las lociones creadas a partir de un perfume. Al menos, todas las que he probado yo.


No he querido enredarme mucho con explicaciones con estos productos porque me parecen muy básicos y porque, además, desconozco si podéis encontrarlos a la venta más allá de algún set especial.

No creo que repita con ellos porque no sé dónde se consiguen, pero, si me los regalan, yo encantada.

Inhibitif Desodorante Anti-Vello:
50 ml/ 9,99€

Review.

Se trata de un desodorante en formato roll-on que promete retrasar el crecimiento del vello mediante su uso continuado, ya sea la depilación con sistema de arranque (cera, y aparatos de extracción), o por rasurado.

Tiene un olor a lima y menta ligero y fresco, muy agradable, y nada invasivo, y su textura es fluida, pero no deja la axila como un charco, cosa que se agradece.

No es un desodorante antitranspirante, y no se lo recomendaría a personas con olor corporal fuerte. Yo sudo poco, y mi olor corporal no suele ser demasiado evidente, así que, para mí, tiene pase, pero, si no es tu caso, se te quedará corto.

En cuanto a si retrasa o no el crecmiento del vello, algo hace, pero milagroso no es. 
A mí me lo enviaron desde Bodybell, punto de venta de esta marca, y se lo agradezco, pero, sinceramente, no sé si repetiría o no con él, porque, entre que lo uso cuando me acuerdo, y que tampoco noto tanta diferencia a nivel de crecimiento vellístico, creo que no me compensa pagar 10€ por él. Si lo usara más de contínuo, quizá sí.


Femfresh Higiene Íntima:
150 ml/ 1,50€

Nunca, jamás de los jamases, uséis este producto de higiene íntima si tenéis aprecio por vuestra zona pudenda. Jamás. Never. Jamais.

Lo compré porque prometía no tener jabón en su fórmula, y parecía que podía ser más respetuoso, pero fue usarlo dos veces seguidas, y el segundo día era como si tuviera pulgas en el sótano, de los picores que me daba y la sequedad que me provocó. Y mira que no soy especialmente exquisita, y que más de una vez me lavo con gel normal (sobre todo, si me pilla fuera de casa), pero esta cosa parecía salfumán de lo que ardía (exagerada no, lo siguiente)


Es lo peor de lo peor. Ahí está el bote, cogiendo polvo, y a la basura que va, porque esto no le lo doy ni a mi peor enemig@. No repetiré, y va a Miss Descartes de cabeza. Con ciertas cosas, bromas, las justas. Lo tenía por casa hace un par de meses arrinconado, y cuando me puse a hacer limpieza apareció, pero quería advertiros sobre él antes de tirarlo.


Yves Rocher Plaisirs Nature EDT Limón, Mandarina, y Cedro:
20 ml/ 3,95€

Os conté en este post que me había hecho con ella aprovechando unas promociones, y me alegro de que fuera así porque no ha terminado de conquistarme.

Es un EDT que bien podría considerarse unisex por su toque amaderado y sus notas cítricas. Es fácil de llevar, resulta vigorizante, pero no me identifico con ella. Creo que es una fragancia perfecta para un hombre joven, o una mujer muy activa, pero, pese a que algunas fragancias fuertes, o incluso clasificadas para hombre, me gustan y me encajan, ésta no lo ha conseguido.

Además, la duración es mínima, apenas llega a media hora lo que tarda en evadirse de mi piel.
Ya comenté con la fragancia de Lavandín, Azahar, y Petit Grain, de la misma línea, que son aguas de colonia muy ligeras y que se van pronto, pero, como la otra la uso como bruma de almohada, no me importa.
Sin embargo, ésta de Limón, Mandarina y Cedro no la veo en ese papel. 
No repetiré con ella.


Yves Rocher Elixir 7.9 Tratamiento Rectivador de Juventud Noche:
50 ml/  34€ sin promoción, 19,95€ en promoción al 41% de Dto. (creo que sigue en ese precio ahora mismo)

Conocí este producto hace años, cuando lo lanzaron por primera vez como Cure Solutions, y ya me gustó por aquél entonces. Por eso, cuando me ofrecieron su nueva versión como parte del regalo que me hacía por mi compra online hace unos meses, ni me lo pensé a la hora de añadirlo a la cesta.


Se trata de un tratamiento que promete hidratar y revitalizar la piel, haciendo desaparecer los signos de fatiga del rostro, y porporcionando una tez más luminosa y de aspecto más juvenil. Y lo consigue.

Su fórmula no es la más pulcra del mundo, pese a contener el 90% de ingredientes de origen natural, contiene alguna silicona y fenoxietanol, pero, entre que están desde la mitad hacia abajo, y que antes encontramos agua, aloe vera, y aceite de sésamo, además de una combinción de 7 plantas con activos antiedad, si no tenéis problema con siliconas, puede haceros muy buen papel.

No contiene parabenos, colorantes, ni aceite mineral (y la dimeticona entonces, ¿de dónde sale? yo me pierdo con estas cosas, oiga) Testada in vitro, no testada en animales (Yves Rocher es Cruelty Free hasta donde yo sé)
 * NOTA DE EDICIÓN: Yves Rocher no testa en animales, pero ha abierto mercado en China, donde las autoridades pueden hacer testado por iniciativa propia de los productos que se comercializan en su país, sin que la marca pueda negarse a ello. Yves Rocher alega estar intentando convencer a las autoridades chinas de otros métodos de testado sin crueldad animal eficaces desde su presencia en China. 
Es decir, ellos mantienen su política de no testar en animales, pero acceden a las condiciones del mercado chino en cuanto a los productos que se comercializan en ese país.


El tarro es de cristal reciclable (contenedor verde, recordad), y el cartón procede de bosques gestionados responsablemente (contenedor azul)


Debido a su textura cremigel, decidí usarla durante el verano, ya que busco algo más ligero para mi piel, y huyo de las cremas densas que utilizo en invierno. Pensé que, debido a su ligereza, y a que se funde y parece agua sobre la piel al momento, y que en pocos minutos no tienes la sensación de llevar nada en la cara, salvo un velo de frescor e hidratación, quizá el tratamiento matutino tendría que compensarlo, o, incluso, complementar esta crema con un serum que lo completase.
Pues no. No sólo no tuve que acompañarlo con nada, sino que tuve que aligerar mi tratamiento de la mañana, y pude utilizar una cremita hidratante más ligera de lo que suelo necesitar.

Además de que este verano he tenido la piel como nunca de uniforme, elástica, fuerte, y lozana, y creo que, en gran parte, se lo debo a este tratamiento, me encantan las sensaciones que te proporciona mientras te la aplicas, lo dúctil que es, lo bien que se asienta, lo bien que sientes la piel. Eso, y lo bien que huele, herbal y fresca.

Me ha cundido mucho porque apenas necesitas una mínima cantidad de producto para cubrir las necesidades de rostro, cuello, y escote. No sé si en invierno se me quedaría justa en hidratación o no, pero, si la vuelvo a encontrar a buen precio, o de regalo, repetiré con ella. Recomendada para pieles deshidratadas a partir de 30 años de edad, más o menos, o que, simplemente, notéis fatigadas o desvitalizadas.

Sospechosos Potinguiles Habituales:
- Cococare 100% Coconut Oil, 110 g/ 3,05€ aprox.: Lo uso como mascarilla prelavado, y lo aplico incluso desde la raíz del cabello, porque no sólo rehidrata el pelo y lo repara, sino que combate los desequilibrios del cuero cabelludo: picores, caspa (si tienes), etc. Suelo aplicarlo por la noche, y me voy a dormir con él puesto. Una vez me lavo la cabeza, ni deja rastro graso, ni se ensucia el pelo antes de tiempo, ni nada. Simpelemente notas el pelo suelto y suave, y el cuero cabelludo relajado y reparado. Pasad por la review para conocer más detalles. Me gusta, y lo repongo una y otra vez. Lo compro en IHerb (link) Repito con él.

- Beauty Face Active Skin Concentrate Contorno de ojos, 10 ml/ 6,49€. Adoro, con todas las letras, este suero para el contorno de ojos. Por mediocre que sea el tratamiento que estés utilizando, este serum consigue completar lo que el tratamiento no te da, y que esta delicada piel permanezca hidratada, elástica, reforzada, y perfecta. Lo uso, incluso, cuando tengo alguna zona más dañada, para repararla, cuando me deshidrato por algún problema de estrés, insomnio, viajes en avión, alimentación, etc, y se me marcan más las líneas de expresión, por ejemplo, en las zonas conflictivas, y el cambio es notable. Es un serum muy sencillo, pero, para mí, ya imprescindible. Repetiré con él una y otra vez. A ver si me organizo y hago un pedido a Onlinecosmeticos.es, punto de venta de esta genialidad, porque tengo intención de reponer y probar nuevas mascarillas y serums. Me pediría todos los productos de Beauty Face sin pestañear. Reseña aquí y aquí. Entre Miss Favoritos, y por mucho tiempo.

- Yves Rocher Gel Frío Antifatiga, 50 ml/ 5€ (normalmente, 2,50€ en promoción) No sé la cantidad de botes de este gel que habré gastado desde hace años. Como mínimo, uno o dos por verano.
Contiene aceite esencial de lavanda bio, y aceite esencial de menta refrescante. El resultado es un producto en textura gel que alivia la pesadez de pies y piernas, y los refresca y descongestiona al momento. No es un gel extremadamente frío, pero a mí me hace muy buen papel. Además, su olor me gusta mucho. Se asienta al momento y no deja rastro graso o pegajoso, ni reseca la piel. Repetiré, por supuesto.

Agosto ha sido movidito en cuanto a productos terminados, de nuevo, pero creo que también interesante, y con varios fichajes a tener en cuenta.

¿Coincidimos en algo?¿Qué producto os ha llamado más la atención?¿Algún descubrimiento reciente que me recomendéis, potingueras?

martes, 30 de agosto de 2016

Look Summer Teacup

¡Hola, potingueras!

Hoy vamos a ver un look muy simple en su realización, pero con varias "rarezas" en su composición que, quizá, os resulten interesantes a la hora de salir de las técnicas y colores habituales. 

No es necesaria una gran destreza a la hora de hacerlo, por tanto, es una forma de darle un toque distinto a vuestro aspecto con pocos productos, en pocos minutos, y con algo de picardía.

Obviamente, sé que el punto de atención son los labios, por su extraño color, pero no os quedéis con eso, id más allá, igual se puede hacer con un labio azul que con uno rosa, rojo, marrón, etc. Sólo es escoger dos colores que contrasten, y buscar un equilibrio entre ellos.

Por cierto, el labial lo vísteis en el post de ayer, es el Teacup, y no se ve exactamente como es en realidad, pero se aproxima bastante (es un poquito más oscuro visto en vivo)

LOOK SUMMER TEACUP: 
Ojos: 
Voy a trabajar con pigmentos, así que mejor comenzar por esta zona. Yo no apliqué prebases, porque fue un look que hice por jugar un rato, pero, si váis a usarlo de forma social, os recomiendo utilizar un producto que fije las sombras sobre el párpado.

 
 

Lo primero de todo, humedecí ligeramente el pincel plano con el que iba a aplicar sobre el párpado móvil, waterline inferior, y lagrimal, el pigmento duocromo Goddess Of Destruction de Archetype Cosmetics. Vira entre el naranja mandarina y el dorado, e incluso, a veces, se le adivinan matices rosados. Lamentablemente, esta marca desapareció del mercado hace años.

En el tercio externo del párpado móvil, dí un toque con el pigmento de color naranja ácido Jailhouse Jumpsuit de Glamour Doll (esta firma creo que sigue en el mercado), y la cuenca la marqué ligeramente con la sombra de tono tostado Kokomo Café de Coastal Scents. Bajo el arco de la ceja iluminé un poquito con la sombra vainilla mate Touch Me de Make Up Revolution.

 
 

El delineado también está hecho con un pigmento, el Glam Girl de Glamour Doll. Tiene un color violeta metalizado precioso. Lo tomé con un pincelito humedecido, y trazé el delinado desde poco más del tercio externo del párpado superior, hacia fuera, y hacia arriba, muy marcado y alargado. Va unido al párpado inferior desde el cuarto final.


Las cejas las fijé con el Brow Artist Plumper Dark/Medium de L'Oreal, y las pestañas superiores las maquillé con la Máscara I Love My Lashes Volume de Deborah Milano.

Rostro:
Las ojeras van corregidas con el Corrector Fluido 02 Dress Me Perfect de Deborah Milano, y el rostro unificado con una mezcla de la Infalible Sculpt de L'Oreal tono 01, y The One Foundation de Make Up Revolution en el tono 2.

Todo va sellado con los Finishing Dust de Everyday Minerals.


Pómulo y Labios:
El pómulo tiene un contraste potente, porque apliqué en las mejillas el colorete Antique de Sleek, de color marrón rojizo, y reflejo liláceo. Esto da un fondo cálido con un destello frío que incrementé en la línea de pómulos gracias a la sombra AMC Shine 28 de Inglot.

Tiene un color azul liláceo muy bonito, y me gusta más como iluminador raruno que como sombra, por su acabado traslúcido, y ese efecto satinado tan onito que deja en la piel.


En los labios, como os comentaba al principio, he utilizado el Velvetine Fake de Aliexpress Teacup, de un color azul cielo con cierto matiz violeta que, lamentablemente, se aprecia poco en las fotos.

¡Y eso es todo!

Muy sencillito, aunque con colores diferentes. Si el azul lo cambiáis por un rojo o un marrón, tanto en labios como en delinado, os quedará más social, pero igual de interesante.


¿Qué os ha parecido?¿Os gusta este tipo de propuestas?¿Os animaréis a recrearlo con vuestros colores, potingueras?


lunes, 29 de agosto de 2016

Velvetines Lime Crime Fake Aliexpress Vol. 4 : Colección "Neón"

¡Hola, potingueras!

Creo que ya os comenté que, a princpios de verano, o incluso antes, me dió una extraña fiebre coleccionista con estos labiales líquidos de Aliexpress que imitan a los Velvetine de Lime Crime. Aunque aún me quedan algunos por mostraros, y no prometo nada si sacan colores extraños o que me llamen mucho la atención, por fin parece que se me ha pasado un poco la neura. Aún así, si no me equivoco, quizá nos queden 3 o 4 entradillas pendientes una vez terminemos de revisar lo que hoy nos ocupa.


Cuando salió esta colección que yo he bautizado como Neón, porque desconozco si tiene algún nombre en especial, o cuál es, me llamó mucho la atención; sobre todo, por el dorado, Zenon. Siento una especial atracción por los labiales que imitan el efecto del oro líquido, aunque luego me queden como a un santo dos pistolas, pero lo quería, y estuve pendiente de localizarlo en Aliexpress tan pronto estuviera disponible.

El resto de sus compañeros me pareció curioso, y se vinieron los 4 hermanos juntitos. Yo los pedí en la tienda Summer Miss, a la que he recurrido en varias ocasiones, y me llegaron en un plazo de un mes, aproximadamente, sin ningún problema. Cada labial costaba 1,20€ más o menos. Los precios pueden oscilar si hay ofertas o mucha demanda, pero no suelen pasar de 1,50€, según he ido comprobando.


De los 4, sólo dos merecen la pena, y esto me supone una decepción, porque los dos más flojitos me va a costar aprovecharlos par lo que los quería, que era jugar a hacer degradados extraños o, incluso, mezclarlos. Ya veremos qué se me ocurre con ellos.

Me da la sensación de que la calidad de este tipo de labiales, al haber tenido el tirón del que han gozado este verano,  se ha resentido por el ansia de vender más, y más rápido. De todas formas, con estas imitaciones es una lotería, porque el mismo labial, dependiendo a quién se lo pidas y cuándo, puede variar en tono, textura, pigmentación, etc.

Yo reconozco que, en general, he tenido mucha suerte, pero sed conscientes de lo que son: labiales de bajo coste llamativos a los que no les podemos exigir lo mismo que a otros más caros y con mejor composición.


El peor de todos es Alien.
Tiene un color verde hierba poco discreto y menos ponible. El original es prácticamente neón, y, en teoría, se ve blanco, o casi, bajo luz negra (la de los pubs y discotecas) Yo no sé si las imitaciones tendrían el mismo efecto porque no me los he puesto en esa circunstancia.

El mayor problema que tiene es su textura. Cuando lo extiendes, clarea en algunas zonas, aunque te apliques 3 capas. La solución que le encontré es la de aplicarlo a toques, y esperar a que se seque entre capa y capa si quiero aplicarlo una segunda vez. 

 

Obviamente, el perfilado es más que complicado hacerlo con él en estas condiciones, y lograr uniformidad y buena cobertura es prácticamente imposible.
Además, es muy seco e incómodo, bastante arenoso, y, si sonríes, se resquebraja completo. Es más, al desmaquillarlo, sale a trocitos. Aunque es barato, no vale lo que cuesta, imaginad si es malo.


El siguiente en calidad es Teacup.
Tiene un color azul cielo clarito precioso, que se torna algo liláceo. El color, aunque poco ponible, me parece muy bonito.
También su versión original es de las que resplandece bajo luz negra, pero tampoco he comprobado si éste lo hace.

El aplicador es el más pequeñito de todos los que tengo, y me cuesta coger producto y extenderlo, pero al final se logra. Se seca muy rápido, pero se extiende bien.

Hay que trabajarlo un poco para que quede uniforme, y, aún así, no se consigue del todo porque se agrieta enseguida una vez se seca.

 

Necesita 2 capas para cubrir bien, y no es demasiado cómodo. Deja una sensación arenosa.
Intentaré trucarlo con algo a ver si consigo que la fórmula sea un poco más llevadera, porque el color me encanta, pero ha sido otro chasco.


Zenon es el único de estos 4 labiales que tiene un acabado metálico en vez de mate. Es dorado amarillo, muy solar, y es bastante traslúcido. No se consigue una cobertura total y uniforme, pero se aproxima bastante.

Necesita 2 o 3 capas, y hay que dejarlo secar bien entre una y otra para que no parchee. El problema es que se nota seco sobre el labio y marca todos los relieves.
 

Por sí sólo, es complicado sacarle lustre, pero, para dar un toque diferente sobre otro labial, me parece un buen fichaje.


El mejor de todos es Flamingo.
Tiene un color coral neón muy potente, pero no queda chabacano, sino favorecedor.

Es cremoso, muy fácil de aplicar y extender, cubre con 1 capa y queda bastante uniforme, aunque con dos finitas queda mejor que con 1 gruesa.

Seca bastante rápido sobre la piel, y resulta bastante confortable pese a que algo de sequedad se nota (es normal en este tipo de labiales)
 

El labio queda liso, sin apenas relieves, no se resquebraja al sonreir.
Aparte de precioso, me encanta todo lo que ofrece.


Todos estos labiales son de acabado mate al secarse, menos Zenon, que es metálico.
Duran muchas horas puestos, no son pegajosos, y no transfieren.
Si comes ago graso es cuando ya se van por la zona de contacto, pero de alguna forma hay que eliminarlos. Si no se fueran con agua ni con aceite, tendríamos un problema para desmaquillarlos.

Si os apetece probarlos, os aconsejo los dos últimos, y darle un repasito a todos los que os he enseñado en el blog (si ponéis Velvetines en el buscador, os aparecen todas las entradas relacionadas)

¿Qué os parecen estos labiales?¿Cuál os gusta más?¿Os llama Zenon?¿Habéis probado alguno de estos labiales, potingueras?

Click si te ha gustado

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Anuncios